“Fire in the blood”: el negocio de las farmacéuticas dejó millones de muertos

“Fire in the blood” es el primer documental del director Dylan Mohan Gray. La historia jamás contada de los que se unieron para detener “el crimen del siglo” y salvar millones de vidas. “Fuego en la Sangre” cuenta cómo las compañías farmacéuticas y los gobiernos occidentales bloquearon el acceso a medicamentos genéricos contra el SIDA para África y los países del sur desde 1996. “Nunca había hecho un documental, pero en 2007 decidí hacerlo, había que llevarlo a cabo, había que documentar lo sucedido”, confiesa el realizador. 

 

El negocio provocó al menos diez millones de muertes. Pérdidas humanas innecesarias.  Provocadas,  según desvelan los testimonios recogidos por el director, por el monopolio, la malicia y la avaricia.  “Fuego en la Sangre”,  filmada en cuatro continentes, recoge las voces de personalidades como Bill Clinton, Desmond Tutu o Joseph Stiglitz“Me sorprendió lo poco que se conocía esta historia, se convirtió en una obsesión personal y contarla pasó a ser una necesidad“, cuenta Dylan Mohan Gray. 

Fire in the blood cuenta el camino de los retrovirales hasta nuestros días.  Pero Mohan Gray  se centra en un periodo de diez años en el que las grandes compañías de medicamentos impidieron la llegada de medicinas de bajo coste para enfermos de sida en los países del hemisferio sur.  A pesar del contexto, “no es una película sobre el sida, sino sobre el dinero y el poder”, apunta su director.

Fire in the blood deja claro que la batalla aún no ha terminado. Todo está dispuesto, una vez más, para que se pongan en marcha nuevas restricciones a la salida de estos genéricos procedentes del mercado Indio. Atrás quedan las victorias que han evitado muchas más muertes. Los activistas cogen aire para volver a luchar con todas sus fuerzas con un único objetivo: salvar vidas. “El coste real de un medicamento es muy bajo. Aunque costara 5 céntimos, habría beneficios y en la realidad estamos hablando de cientos de dólares por tratamiento. Las empresas de genéricos también obtienen una buena rentabilidad económica”, explica Dylan Mohan Gray.

Fotograma de Fire in the blood.

“Me horrorizaba que hubieran muerto diez millones de personas, al menos registradas”, asegura el cineasta. Precios desorbitados convirtieron el tratamiento imprescindible para la vida, en inalcanzable para la inmensa mayoría del planeta. Y mientras tanto, reconoce Mohan Gray, “las grandes farmacéuticas ignoran este tipo de reportajes a no ser que generen una gran ola de oposición”.

Imagen del director, Dylan Mohan Gray

El documental de Dylan Mohan Gray se ha presentado en la reciente edición de la Semana Internacional de Cine de Valladolid. Fire in the blood lo emitirá TVE  el próximo 30 de noviembre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s